Garid vos, ay yermanillas,
¿cóm’ contener a meu male?
Sin el habib non vivreyu:
¿ad ob l’irey demandare?

Decidme, ay hermanitas,

¿cómo contener mi mal?

Sin el amado no viviré:

¿adónde iré a buscarlo?

Autor:

Anuncios